narrow

sábado, marzo 17, 2007




El flâneur




Este concepto de "le flâneur" me ha atraído desde siempre. Si no recuerdo mal, la primera vez que se habla de él es en un comentario que hace Baudelaire de un cuento de Edgar Allan Poe, "El hombre en la multitud". Y el "flâneur" no es más que eso, el urbanita que pasea por la ciudad y se va deteniendo en los escaparates, las tiendas, sin ninguna intención concreta. En ocasiones ese peripatético, recordad que así les llamaban a los filósofos griegos como Platón o Aristóteles que discutían alrededor del patio, entra en algún sitio, o se toma un café si tiene con qué pagarlo. Otro día hablaremos de los cafés en Europa, pero ya os recomiendo un libro de George Steiner, Una idea de Europa, donde se reflexiona sobre esta idea del café en la idea de Europa. Lo que hoy me importa es el hecho del paseo sin intención, sin cómo ni por qué.
A mí me gusta mucho pasear así, y tengo la teoría, bastante confirmada, de que los habitantes de los pisos altos se acuestan más tarde. Imaginarse cómo viven, qué ocurre en esos pisos, me parece muy sugerente.
P.D. Hoy no suena nada especial, pero tengo a Oscar Peterson en la recámara para escuchar en cuanto pueda.

Etiquetas: ,

8 Comments:

Blogger Alfonso said...

Quizá porque la modernidad sólo ofrece la calle al individuo para seguir siéndolo, surge el paseante solitario (Rousseau), transformado en flâneur. Muy bueno lo de los pisos (¿y el que vive en la portería en el último piso?). Y los peripatéticos son los discípulos de Aristóteles, no Platón (yo también tengo que repasar el COU).
Lo de las dos fotos, ¿es para buscar las diferencias?
Un saludo

7:55 p. m.  
Blogger Alfonso said...

Quizá porque la modernidad sólo ofrece la calle al individuo para seguir siéndolo, surge el paseante solitario (Rousseau), transformado en flâneur. Muy bueno lo de los pisos (¿y el que vive en la portería en el último piso?). Y los peripatéticos son los discípulos de Aristóteles, no Platón (yo también tengo que repasar el COU).
Lo de las dos fotos, ¿es para buscar las diferencias?
Un saludo

7:55 p. m.  
Blogger Alfonso said...

Vale, castigo de los dioses; yo también me repito

7:56 p. m.  
Blogger Portorosa said...

Me ha gustado la entrada. Y la recomendación, pues sabía que existía el libro y había olvidado el título.

Me permito aconsejarte un blog que, aunque sólo sea por la dirección (y no es sólo por la dirección), tiene que ver con esto que has escrito: El paseante invisible.

Un saludo.

10:01 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Esa teoría de los pisos altos la tienes que explicar mejor, Julio.
En cuanto al flaneur (Poe, Baudelaire, Benjamin, etc.) ya he escrito demasiado sobre el particular (aunque no en el blog).
Un saludo,
Conde-Duque.

10:49 p. m.  
Blogger fmroad said...

La modernidad, en realidad, le ha expropiado la calle al transeunte.

8:52 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

También me viene a la memoria Robert Walser y El paseante, aunque me encontré con el término flaneur leyendo a W.Benjamnin en su Libro de los Pasajes. Saludos

6:48 p. m.  
Blogger Jesús Rodríguez said...

Muy interesante!
De quién es la foto?

3:19 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home