narrow

miércoles, marzo 28, 2007


Recuerdos de un amnésico


Muchos ya conocéis mi debilidad por el compositor Erik Satie, que ha salido varias veces en estas páginas. Ni siquiera la popularidad de sus "Gimnopedies", que están incluso en móviles (¿la inefable sociedad recaudadora llamada SGAE a quién le paga los derechos de Satie?) consiguen que me canse de oírlo. Y es que la música de Satie tiene ese componente de lo etéreo, de lo que subyace en el aire una vez que se elimina éste (eso era la poesía, ¿no?, lo que permanece después de quitar aquello que no es poesía. Es el misterio, y su biografía tiene mucho de ese elemento consustancial a Satie. El ocultismo, una cierta misantropía teñida de humor e ironía. Cuando murió, su ropero tenía 25 traje iguales al que llevaba puesto, sin estrenar, todos negros. Y hoy os quería recomendar sus memorias, con el bello título de Memorias de un amnésico, toda una declaración de intenciones sin ocultar nada, o todo, como todos, como nadie.
Lectura otoñal, con "monotonía de lluvia tras los cristales". De hecho, hace años lanzaron un recopilatorio de Satie en Decca interpretado por Pascal Rogé en navidades y se titulaba Aprés la pluie, bastante obvio pero muy bello.

Etiquetas: ,

1 Comments:

Blogger conde-duque said...

Grande el Satie músico. Del Satie escritor sólo he leído apuntes sueltos.
Un saludo

3:08 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home